Todo sobre el reescalado

banner de inicio de post en alquiler portal friki

La era del reescalado

Seguro que más de una vez has escuchado esta palabra, reescalado de resolución o imagen, pero nunca has terminado de entender su significado y utilidad, pues bien, hoy vamos a explicar en detalle en qué consiste el reescalado.
Más adelante veremos las razones por las que se lleva a cabo este proceso pero primero debemos saber qué es.

El reescalado consiste en tomar una imagen (input) y cambiar su resolución para obtener otra imagen (output) de menor o mayor tamaño dependiendo de si se ha aumentado o reducido la resolución. Este proceso de reescalado se puede hacer de diferentes maneras, a través de IA, Software… y existen diferentes tipos de reescalado dentro de cada uno de ellos.

En nuestro blog ya hemos visto algunos de los métodos de reescalado por IA (Deep Learning) y software, los empleados en videojuegos, ¡no te quedes sin conocer DLSS y FSR!

Reescalado resolución imagen
Comparativa de diferentes resoluciones (720p, 1080p, 1440p, 2160p)

Reescalado, ¿por qué?

Una de las dudas más comunes cuando se habla de reescalado es por qué, con qué finalidad se busca reducir la resolución de una imagen o aumentarla. Si bien en el caso del aumento es más fácil de intuir, en el caso contrario también tiene su lógica.

Vamos a comenzar hablando del upscale o aumentar la resolución.
Ambos upscale y downscale son procesos que vives a diario cuando estás viendo la TV y monitor, sin que te des cuenta se están ejecutando estos algoritmos tan complejos a tiempo real, aunque es más habitual en la TV también sucede en monitores conectados a un PC.

¿Por qué hacer upscale?

Cuando estamos viendo la televisión mucho del contenido que reproducimos por antena está a tan solo 1080p, sin embargo una gran parte de las TV que se venden a día de hoy, incluso las más económicas, tienen una resolución 4K o 3840×2160 píxeles, otro escenario habitual sería al reproducir contenido antiguo el cual en muchos casos está en 360p o 720p, es aquí donde entra el upscale.

En este caso si nuestra TV mostrase la resolución nativa del contenido (1080p) solo ocuparía 1/4 de la pantalla además de mostrar una imagen poco definida, es aquí cuando nuestra televisión a través de diferentes métodos (IA o software) realiza el proceso de upscale para que tengamos una imagen con la resolución adecuada a nuestra pantalla, ganando definición y que ocupe la totalidad de la pantalla.
Dependiendo de la calidad de estos algoritmos tendremos un resultado final más o menos nítido.

Car reescalado 4K
Imagen 1080p reescalada en una TV 4K
reescalado 1080p
Imagen 1080p sin reescalar en una TV 4K

Otro escenario bastante común de uso de upscale es cuando queremos reproducir contenido 4K en una pantalla con una resolución inferior a 4K, en este caso lo que sucede es que el monitor realiza upscale hasta 4K y aunque no consiga una imagen tan nítida como en la resolución original, se consigue aumentar la definición de manera considerable en muchos casos, aunque esto depende del monitor y qué tan bien pueda reescalar la imagen.

¿Para qué hacer downscale?

También existe el caso contrario, el downscale o reducción de resolución. Es mucho menos utilizado que el upscale (aumento de resolución) y tiene usos contados.

Normalmente la idea detrás de reducir la resolución de una imagen es reducir su tamaño para ahorrar espacio de almacenamiento o ancho de banda, véase el caso de tener un servidor que almacena una gran cantidad de imágenes, en cuyo caso sería muy útil que estas ocupen menos, además de ahorrar espacio también tenemos otras ventajas como que tardarían menos en procesarse, cargar, etc…

Otro uso habitual es ajustar el tamaño para situaciones en las que se requiere una resolución específica, por ejemplo los iconos de Windows requieren una resolución de 96×96 píxeles, por lo que si tuviesemos una imagen 720p para que esta sea un .ico deberiamos disminuir su definición.

Imagen 4K (3840×2160) ocupa 4.33MB
reescalado 1080p

Un uso curioso del downscale viene a raíz del lanzamiento de la PS5, consola que no soporta 1440p (2560×1440) por lo que si intentamos utilizar un monitor 1440p con esta consola hay dos opciones, o bien no tendremos imagen y no podremos utilizarla o puede suceder que el monitor se encarge de hacer reescalar a 4K la imagen y después hacer un downscale a 1440p, de tal forma que la consola cree que la imagen que recibe es 4K, compatible en su totalidad.

Métodos de upscale y downscale

Para reescalar existen diferentes métodos, los más habituales hasta hace poco tiempo era puramente a través de software, es decir, un programa que se encargaba de tomar una imagen y aumentar o reducir su resolución y más recientemente se ha ido incorporando en TV y monitores el upscale a través de IA (Inteligencia Artificial).

Por ahora no hay un claro ganador, aunque la mayoría de las apuestas están con el lado de la inteligencia artificial.

banner de inicio de post en alquiler portal friki

¡Muy buenas, no todo el mundo lee hasta el final!

Síguenos en tu red social favorita para no perderte ninguna publicación nueva. Debajo de este texto encontrarás botones para compartir este post y seguirnos en Facebook, Twitter e Instagram. También puedes citar este artículo donde creas conveniente.
¡Que compartáis las publicaciones que os gustan nos ayuda enormemente <3!

También puedes dejar un comentario con tu propia opinión al respecto, sugiriendo algún tema del que hablar, o simplemente felicitando el buen trabajo de nuestro equipo escribiendo.

Por último, aquí tienes un resumen con las temáticas principales del blog, para que sigas echando un vistazo a la que más te guste:

COMPARTE TU OPINIÓN. Leemos todos los comentarios.